jueves, 31 de enero de 2019


200.000 Toneladas de neumáticos fuera de uso al año en España


¿Qué sabes sobre ellos?

     Los Neumáticos fuera de uso (NFU) son aquellos neumáticos que se han convertido en residuos, es decir, que su poseedor haya desechado o tenga la intención u obligación de desechar.


¿Qué debes hacer con ellos?

     Cuando realices un cambio de neumáticos tienes la obligación de dejarlos en el taller donde realices el cambio.
     De no hacerlo así y si los depositas en cualquier otro lado estarías generando un vertido ilegal, lo cual es una infracción sometida a un régimen sancionador y lo que es más importante estarías poniendo en peligro el Medio Ambiente, pudiendo provocar lo siguiente:

  • La posibilidad de un incendio que provocaría emisiones de gases con partículas nocivas para el entorno y la salud.
  • La polución por la degradación química producida con el paso del tiempo.
  • Los problemas de salud pública porque alrededor de estos neumáticos suelen proliferar roedores, insectos y otros animales.


Destino final de los neumáticos fuera de uso
Según su estado se usan para:

  • Reutilización: Se pueden vender como neumáticos de segunda mano o se pueden recauchutar.
  • Reciclaje: Previamente se separan sus componentes: acero, caucho, etc. A estos componentes se les puede dar múltiples usos, como puede ser para construir carreteras, alfombras, aislantes de vehículos, materiales de construcción, suelos de pistas de atletismo, suela de zapatos, etc.

 


¿Qué puedes hacer Tu para alargar la vida de los neumáticos y tener una mayor eficiencia energética en tu vehículo?

  • Elegir un neumático con etiqueta de eficiencia energética alta. Recuerda que va de la A a la G.                                                                                                           Que no te engañen: Desde el mes de noviembre de 2018 esta prohibida la venta de las clasificadas como F, anteriormente se prohibió la G.                                                                                                                                          De media, los neumáticos de clase A (los más eficientes) proporcionan un ahorro de unos 300 euros en combustible a lo largo de su vida útil.


  • Hinchar los neumáticos una vez al mes a su presión correcta. Puedes alargar la vida útil hasta un 50% y ahorraras combustible.
  • Realizar una conducción prudente. Te recomendamos que hagas algún curso de conducción eficiente. Aparte de alargar la vida del vehículo puedes ahorrar hasta un 15% de combustible.
  • Protege el vehículo de condiciones climáticas extremas.


No hay comentarios :

Publicar un comentario

¿Te ha parecido interesante? ¿Quieres aportar algo? Nos interesa tu opinión: